lunes, 18 de mayo de 2015

El son de la vida

Cafetería La Bendita - Zaragoza
No sé si nos buscamos por empatía o por egoísmo. No sé si es la necesidad de sentirnos plenamente comprendidos la que nos une, o es la necesidad de sentirnos aliviados al comprobar que no sólo nuestras vidas están llenas de nubes negras…

Inexplicable e irrefrenablemente tendemos a acercarnos a aquellos que están en un punto del camino, al menos, tan angosto como el nuestro.

No recuerdo si lo llamé yo o si me llamó él, si fui yo el primero en ver los rayos de su tormenta o si fue él quien escucho los truenos de la mía; pero ahí estábamos, como tantas veces en los últimos meses, dispuestos a inventarnos una nueva perspectiva desde la que contarnos los mismos lamentos de siempre.

Nos sentamos sin apenas reparar en la persona con la que íbamos a compartir mesa; una anciana de pelo blanco y silueta delicada aparentemente atrapada entre las páginas de un libro.

martes, 12 de mayo de 2015

El drama del desencantado - Gabriel García Márquez



El drama del desencantado 
...el drama del desencantado que se arrojó a la calle desde el décimo piso, y a medida
que caía iba viendo a través de las ventanas la intimidad de sus vecinos, las pequeñas
tragedias domésticas, los amores furtivos, los breves instantes de felicidad, cuyas
noticias no habían llegado nunca hasta la escalera común, de modo que en el instante de
reventarse contra el pavimento de la calle había cambiado por completo su concepción
del mundo, y había llegado a la conclusión de que aquella vida que abandonaba para
siempre por la puerta falsa valía la pena de ser vivida.
FIN
Gabriel García Márquez

lunes, 4 de mayo de 2015

Hada Luz


Imagen del vídeo de "La fée" de la cantante francesa ZAZ, si lo veis sobran las explicaciones...

Hace unas semanas me presenté al concurso Mírame a los ojos de la Associació del Personal de "la Caixa". La asociación, este año, ponía el foco en la realidad social actual convocando éste concurso de relatos cortos y temática libre. Mi relato no ha sido seleccionado entre los finalistas, sin embargo, me siento muy feliz de haber colaborado con esta iniciativa, y de haber apoyado, de algún modo, a ASA, la asociación a la que pertenece Irene, el hada que inspiró mi relato.

Os dejo el relato; si os gusta, no dejéis de compartirlo en vuestras redes sociales, esta vez es por Irene, Hugo, Nacho...

Hada Luz

Mi profe me dice que no diga que lo vi con mis propios ojos, que eso es una redundancia, yo no me atrevo a preguntarle qué es una redundancia porque no quiero que piense que soy tonta, pero es que lo vi con mis propios ojos, por eso lo cuento, porque lo vi yo misma, con estos dos ojos verdes; bueno, mi tía Tina dice que los tengo azules, pero no es cierto, son verdes; los ojos azules son los de Luz, bueno los de Irene.